IZAL ha lanzado este viernes su quinto trabajo discográfico, ‘Hogar’. Se trata de un disco con un sonido diferente, unas letras en las que Mikel se ha desnudado más que nunca y una producción en la que la banda ha demostrado que menos es más. ¡Te invitamos a descubrir el ‘Hogar’ del grupo madrileño! 

Después de cuatro discos, IZAL vuelve a estar de estreno con ‘Hogar’. La banda se reveló contra la estructura clásica de presentación de singles adelantando todas las canciones, menos una, durante los días previos al lanzamiento. En el ‘Camino al Hogar’, IZAL ha querido darle «24 horas de atención a cada single en un mundo que ahora mismo corre a demasiada velocidad». La única canción que quedaba por desvelar era ‘Hogar’, la que da nombre al disco y que se ha publicado este mismo viernes.

IZAL se ha propuesto vivir muchas cosas diferentes con este disco: desde la densidad de sonido, el carácter, la identidad e incluso Mikel se ha desnudado más que nunca a nivel compositivo y lo ha hecho de una forma menos laberíntica. Todo esto ha derivado en un disco diferente y en una evolución más marcada que en anteriores trabajos discográficos. Además, las circunstancias han hecho que la banda haya tenido mucho tiempo para madurar cada una de esas decisiones y para grabar el disco con mucha calma.

‘Hogar’: canción a canción

El grupo dedicó los últimos meses de 2020 a construir diez nuevos hogares musicales a caballo entre los paisajes de la Sierra de Tramontana, el frenesí del asfalto madrileño y la tenaz lluvia londinense. Por eso, la apertura del disco es ‘Tramontana 7:44 am’, el sonido del amanecer en Mallorca y ‘Tramontana 5:47 pm’ es la clausura, el atardecer en este lugar con el aullido de unos perros cercanos. El resto del disco no sigue un hilo narrativo concreto, aunque había algunos detalles como la apertura y el cierre que sí estaban claros.

La tarde de antes del lanzamiento, la banda quiso hacerle un guiño a los medios y blogs que siempre han seguido sus pasos con un encuentro íntimo en Madrid en el que estuvo presente WHY NOT. Los cinco miembros de IZAL eligieron una canción de ‘Hogar’ que es especial para ellos y explicaron el motivo a los asistentes, para después proceder a su escucha. Mikel quiso dejar claro que «no son ni las mejores ni las peores».

«Nos encanta el disco, parece muy obvio en cualquier banda que saca un disco, pero no siempre es así. No siempre tienes la sensación de que has hecho el mejor trabajo de toda tu carrera a todos los niveles. Esto lo tenemos los cinco ‘Izales’ muy claro», explicó Mikel.

Presentación de ‘Hogar’ de IZAL | Fuente: Bea García – WHY NOT

‘Meiuqèr’ es la apertura del disco y también la semilla del álbum, por eso es la canción que el vocalista de la banda eligió. El título de este tema, al revés, es réquiem –la canción que se le hace a los difuntos– porque IZAL quería hacer un homenaje a los vivos. Mikel escribió esta canción a finales de 2018, aunque el estribillo no llegó hasta 2019, después de un bloqueo creativo. La última canción que había escrito, antes que ‘Meiuqèr’, era ‘Pausa’, a principios de 2017.

«Este tema habla de levantarse tras una caída, de dar las gracias a los que te ayudan a levantarte, de un montón de cosas que conllevan ese bloqueo creativo y esos miedos. Es el pistoletazo de salida de un álbum muy intenso y muy personal», explicó.

Esta canción también representa que IZAL, a nivel de sonido, ha querido hacer lo que le ha dado la gana. En ‘Meiuqèr’ suena un piano muteado en el que tuvieron que abrir la tapa y poner las manos para conseguir una textura diferente. Después de muchos años hablando de introducir un bombo legüero, este ha sido el disco para hacerlo; se trata de un instrumento del folklore argentino y que hace la percusión del tema.

‘Inercia’ es la canción que Alberto –guitarra– ha elegido porque conectó con él desde que la escuchó en la fase de pre-producción. La curiosidad de este tema es que, por primera vez en la historia de la banda, han usado una guitarra española.

«El tratamiento del sonido es muy friki y obviamente no es el de una guitarra clásica, tiene distorsión y un tratamiento muy peculiar en los estribillos. Ha quedado bien el contraste de una canción que tiene un corte más urbano y más electrónico con el corte de la guitarra española y con otros detalles. Tiene algo que hace que sea mi tema favorito del disco, aunque es algo que va variando con el tiempo», ha añadido.

El toque diferente de este álbum, sin lugar a dudas, es ‘Fotografías’. Iván –teclado– reveló que esta canción «les rompió a todos un poco la cabeza», pues ni Mikel como compositor ni ellos como grupo habían hecho nunca nada parecido. En esta canción, sin duda, han experimentado muchísimo y han roto todos los esquemas.

«Rompe con un montón de reglas preestablecidas que hay en la música pop-rock. Es un tema que, para empezar, no es nada fácil de cantar, no tiene una melodía estándar, es más bien un recital. No tiene estribillo, creo que no se repite ni una sola frase en todo el tema. No tiene bajo, son sampleos, que se va haciendo cada vez más épico. Es un tema que acaba con un acorde mayor y menor a la vez, que eso sí que es claramente romper las reglas del pop«, explicó Iván.

La banda tampoco tiene miedo a llevar este tema a los escenarios, incluso creen que es de las canciones que menos les va a costar adaptar al directo. Aunque habrá que prescindir de algunos arreglos y no podrán llevar todas las capas de percusión, este tema no romperá el hilo conductor de los conciertos e intentarán aprovecharlo para generar un momento diferente en el show.

A estas tres primeras canciones le sigue ‘He vuelto’, una canción que ha llegado acompañada de un videoclip que ha sido grabado en la Sala Vesta de Madrid como homenaje a todas las salas de conciertos que les han acompañado a lo largo de su trayectoria profesional y que tan mal lo han pasado en los últimos meses.

«Queremos dar las gracias especialmente a todas las salas por las que hemos pasado durante todos estos años, desde aquellas primeras giras con ‘Magia y efectos especiales’, ilusiones y mucha carreteras. Gracias a todas por confiar en nosotros y apoyar la música en directo», escribía la banda en su cuenta de Instagram.

‘El hombre del futuro’ es la canción de la que quería hablar Alejandro –batería–, su tema favorito del álbum. La principal curiosidad de esta canción es que se iba a quedar fuera: en un primer momento, no estaba contemplada para ser grabada. Cuando Mikel comenzó a mandar la demo del álbum, se dieron cuenta de que había un tema que debían rescatar. Después de darle muchas vueltas, el día del cumpleaños de Alejandro, tomaron la decisión de grabarla para el disco.

Este tema sigue la línea de ‘Inercia’ y mezcla sonidos de baterías, electrónicos y acústicos. Pusieron trapos encima de la batería para conseguir sonidos diferentes. Y, además, es la canción de menor duración del álbum.

Si hay un himno en este álbum, este es ‘Jóvenes [email protected]‘. IZAL quiere recordarnos que todxs somos perfectxs de una forma magníficamente imperfecta y así lo reivindican a lo largo de toda la canción.

«Condenemos la excelencia

defendamos lo vulgar. 

Celebremos la torpeza,

la belleza singular.

Aplaudamos las rarezas. 

Los defectos son humanidad.

Derribemos el estándar

de dudosa calidad.

Permitamos ciertos fallos

rebajemos gravedad.

Disfrutemos la normalidad

de no entender cómo ser normal».

En el tracklist encontramos, a continuación, ‘La mala educación’, un tema que grabaron en Londres con Sam Scott –trompeta, trombón y fliscorno–, Henry Smith –violín y viola– y Matt Roberts –violonchelo–. Es la canción con el inicio más potente del disco.

‘Telepatía’ es la historia de una relación a distancia en un planeta híper conectado. Contactos de amor y familia trazados mediante el teléfono de un locutorio de barrio –el videoclip está grabado en Locutorios Nery–. La no noticia, lo que sucede cada día, es una poderosa canción con un bajo tan presente como constante.

‘Dobles’ es, sin duda, la canción más rock y más orgánica del disco. Es un auténtico estallido de electricidad y, por eso, no podía haber otra canción que fuera el prólógo de ‘Hogar’. Es un tema sosegado al inicio y una bomba al final; no se permite bajar la guardia ante la verdad captada de la forma más cruda, aunque sin embellecer la realidad.

‘Hogar’ es la canción que cierra el disco y la que vio la luz el mismo viernes del lanzamiento. Hasta en este sentido, IZAL ha querido hacerlo diferente con el fin de poner en valor la canción que marca el final del álbum. No es lo más habitual y no todo el mundo se atreve, pero a ellos les emociona pensar que la gente escuchará el disco completo para descubrir el camino al ‘Hogar’. 

Esta canción, en palabras de Gato –bajista–, es la que tiene un «sonido más IZAL«, es decir, el sonido de la banda «de toda la vida». Aunque tiene un sonido orgánico y electrónico, juega menos a todo lo que juegan las anteriores canciones. Sin embargo, lo especial es lo que cuenta este tema.

«Es una canción que sirve para aplicarse el cuento, que cuando nos desencontramos un poco volvamos a ese lugar, a ese momento, en el que fuiste feliz, esa imagen que tienes con esa gente con la que fuiste feliz. Muchas veces es un cable a tierra y este señor –Mikel– ha encontrado una forma muy bonita de decirlo», explicaba.

Adentrándonos en las peculiaridades de ‘Hogar’

Este disco se diferencia de los anteriores en muchísimas cosas, pero lo que es evidente es que es una evolución mucho más ‘bestia’ que en el pasado. En ‘Hogar’ hay tintes urbanos y es el disco en el que más se han mimetizado con el sonido actual; han querido hacer lo que siempre han hecho, pero con sonidos nuevos. «Esto hace que lo que siempre has hecho dé lugar a cosas más dinámicas», cuentan.

A nivel lírico, las letras son más claras, la poesía es menos laberíntica, y no es algo premeditado, simplemente salió así. A Mikel ya no le basta con una anécdota cualquiera que le cuenten, ahora ha desarrollado ideas mucho más profundas e importantes. En trabajos anteriores, las canciones más nostálgicas no han tenido tanto peso en los directos, en esta ocasión sí lo tendrán. El ‘menos es más’ ha sido la norma y han preferido no meter capas por meter. Es su quinto álbum y tienen claro que no podía ser de otra manera.

«Es el disco donde más le hemos perdido el respeto a la música, de alguna manera«, revelan. La clave ha estado en ir a las grabaciones sin tener preparado lo que Mikel les mostraba, sin un esqueleto definido. También ha ayudado tener todo el tiempo del mundo y más medios que nunca. Esto les ha permitido hacer locuras sin miedo, que al fin y al cabo son las que conducen hacia direcciones por las que nunca antes habían caminado. Ya se vieron pequeñas pinceladas de esto en ‘Autoterapia’, pero ‘Hogar’ ha sido el paso definitivo en este sentido.

Presentación de ‘Hogar’ de IZAL | Fuente: Bea García – WHY NOT

Lo que IZAL tiene claro es que este no es un disco de pandemia: ‘Meiuqèr’ se escribe en 2018, ‘He vuelto’ se remonta a 2015, por ejemplo. La covid-19 les ha dado tiempo para pensar y para valorar lo importante, para darse cuenta de lo que es la vida, pero en ningún caso habla de pandemia, habla desde la pandemia.

«Era o este disco o nada, o esperar a que hubiera algo de verdad, emocionantísimo, porque ya los estímulos que necesitas para crear música no son los mismos que hace 10 años».

La parte creativa de ‘Hogar’

El arte también está muy presente en ‘Hogar’ y se puede apreciar en el disco en formato físico. En el libreto, además de las letras de las canciones, también se incluyen fotografías acompañadas de textos escritos por el periodista Carlos H. Vázquez.

Destaca que IZAL no ha hecho videoclips en este álbum, son clips con fotografías en movimiento. Todo está pensado al milímetro, está relacionado con las fotografías de las que habla el disco y cada canción es una imagen que captura un momento y una emoción bastante concreta. Cada fotografía en movimiento tiene su equivalente en estática. Van de la mano, pero no son exactamente lo mismo. A ellas le acompañan textos que hablan de esas fotografías desde otro punto de vista.

La banda ha buscado que el conjunto del álbum tuviera un sentido artístico, algo que en los primeros discos no existía y que refleja su madurez actual. Ahora, IZAL se ha parado a pensar en cómo mostrar este trabajo discográfico de una forma visual, lo que ha derivado en una puesta en escena realmente potente.

Presentación de ‘Hogar’ de IZAL | Fuente: Bea García – WHY NOT

En definitiva, este álbum es el más personal de IZAL, es una evolución necesaria y que nos permitan adentrarnos en su ‘Hogar’ es un auténtico regalo. Es uno de esos discos que necesitan varias escuchas, prestar una atención más especial, pero solo podemos decir que merece la pena.

 

 

Imagen destacada: Bea García – WHY NOT